Diseño de Packaging: Cómo influye en la decisión de compra

    En primer lugar defino someramente lo que se entiende por diseño de packaging,  y cómo influye en la decisión de compra, aunque considero que no necesita de definición pues forma parte de nuestra vida e incluso diría desde nuestra más tierna infancia.

    diseño de packaging

    Diseño de Packaging o Embalaje atractivo

    Cuando se hace un regalo a alguien, lo primero que pensamos es el objeto de ese regalo, envolverlo en un papel, con un lazo o no de celofán. O introducirlo en una cajita y a la vez envolverlo en lo que venimos en llamar «papel de regalo». Esa es la esencia del empaque o su término anglosajón packaging.

    Sin lugar a dudas, una de los elementos del marketing moderno, relativo al producto es el packaging.

    El empaque o packaging, independientemente de que se haga o no en un plan de negocio, dentro del plan de marketing, es uno de los efectos de por sí que se emplean en el comercio (retail packaging) para destacar un producto, y que tiene su «boom» más fuerte en época de regalos y fiestas.

    A la vez,

    Un empaque o packaging elegante, entra por los ojos y puede determinar la decisión de compra

    porque es decisivo a la hora de la compra, el comportamiento del consumidor, sus hábitos, preferencias, sobretodo al ponerse a elegir entre productos similares, del propio establecimiento o de la competencia.

    Sin lugar a dudas el empaque le da cierta notoriedad al producto. Existe un refrán para ilustrar este post, que dice así: tanto tienes, tanto vales. Pensar en un producto que nos gusta, nos vendría a la imaginación cantidad de sugerencias, que llaman la atención nada más que por su empaquetamiento.

    Entre infinidad de ejemplos: una caja de vinos en una caja de madera,

    Como es el caso de este gran vino de La Rioja Alta – Gran Reserva 904

    o el de un baúl pequeño con una botella de wisky, que a la vez va envuelto en celofán, esa especie de cinta transparente de colores.

    Cuando hablamos de productos premium, es decir los que tienen un valor superior a los normales, van acompañados también de un diseño de packaging, empaquetamiento peculiar.

    Quiero, dentro de lo breve de este post, cuando expresaba que el hábito no hace al monje, hacer una excepción y grande para este caso, pues si  un producto excelente lo envuelve en un empaque excelente, da idea del producto. Y todo lo contrario, puede ser negativo en el sentido de otro dicho de la calle: aunque la mona se vista de seda, mona se queda.

    A propósito he insertado la imágen de la caja del iPhone5, un buen empaque para un producto excepcional.

    ***Actualización de 2017

    La anterior es de hace cuatro años .

    Anécdota: Aún guardaba la caja del iPhone, que he tenido casi hibernado un año éste smartphone. El diseño atrae a la hora de adquirir un producto, al igual que una buena decoración del escaparate comercial

    Deja un comentario